Las activaciones (meditación audiovisual contemplativa) nos permiten una comunicación profunda y verdadera con nuestro subconsciente, con nuestra alma. No tienen los filtros y condicionantes de la comunicación consciente, sino que hablan el mismo idioma: el lenguaje universal codificado en símbolos biogeométricos.

Tal y como demuestra la epigenética, podemos re-programar patrones, no solo aprendidos en vida, sino aquellos que se han transmitido generacionalmente y han quedado grabados en nuestro ADN. Y ahí es donde juega un gran papel el Karma familiar.

 

En esta sesión nos centraremos en la frecuencia de la “Auto-Sanación” y la “Sensibilidad”. Te invito a vivir esta experiencia, en la que de un modo distendido, conectarás desde el sentir con tu más preciada vulnerabilidad y autenticidad. No se trata de revelar conocimiento, sino de entregarse a sentir y permitir que el subconsciente “haga el trabajo por ti”. Cuando sea el momento, lo invisible se hará visible y tu mente racional comprenderá sin aferrarse al posible dolor que la verdad puede cargar, mas desde la liberación y la compasión.

La verdad te hace libre, dicen...

 

¡Atrévete a desprenderte del pasado con ojos de agradecimiento, a ser realmente tú, a vivirte y disfrutarte!

 

Todos nacemos con la capacidad de auto-sanación. No sólo se aplica al dolor físico, sino también al dolor emocional, ya que es un síntoma normal y lo puedes sanar. Cuando te das cuenta y ves cómo funciona esto, puedes re-colocar mejor las  emociones inesperadas. Se trata de no intentar conectarlas a cualquier cosa, sino de que entiendas por qué salen a la superficie. Se lleva a cabo una sanación a nivel celular profundo y las emociones se convierten en los signos externos de este proceso. Nuestro defecto es que a menudo culpamos a otros de nuestra lucha interna contra el dolor. Es importante que no te resistas al proceso de esta sanación energética, sino que les des el tiempo necesario al igual que lo harías con una lesión física. No vayas en busca de respuestas, no reacciones y no culpes a nadie de tus sentimientos, porque las heridas que son muy profundas tienen una larga historia.

La frecuencia de Auto-Sanación te ayuda a sosegar el dolor emocional que has recibido en el pasado, facilitando que sanes más rápido.

En esta sesión viajaremos en el tiempo por las profundidades de tu Ser. Bellas imágenes audiovisuales acompañarán confrontadoras y emotivas historias que inspirarán al cambio y reforzarán tu empoderamiento y apertura de corazón. Las activaciones movilizarán la energía y accionarán un proceso personal. El movimiento re-colocará las emociones y la presencia grupal recordará la importancia de celebrarnos, de vivir la vida. 

Holograma Auto-Sanación